Lo Mejor del 2009, Puesto 3: The Prodigy

Para dejar muy en claro lo ecléctico y personal de este top 5, el puesto numero 3 se lo adjudican ni mas ni menos que los próceres del electropunk inglés…

3.- THE PRODIGY “INVADERS MUST DIE”


Los británicos The Prodigy lanzaron este año un disco fantástico que redime y re-impulsa su carrera con la misma potencia que los puso en el mapa durante mediados de los noventa… y quizás un poco más.

Luego de una entrega no muy bien recibida, “Always Outnumbered, Never Outgunned”, en el catálogo de los ingleses era muy dificil pensar que volverían a tener un lugar destacable en la escena electrónica mundial… pero este 2009 lo hicieron y de que manera!

En una nueva escena musical mundial donde la inmediatez manda y los músicos deben hacer peripecias virtuales de todo tipo para perpetuar de alguna manera su status y relevancia, cinco años de pausa es tiempo suficiente como para dar por muerto cualquier proyecto. Suerte la nuestra, esto fuerza a los artistas a sacar discos que realmente valgan la pena escuchar y que dejen una marca en el escucha más allá del single y el incidental video del que todos hablan. Y así lo parecen entender Keith Flint, Maxim y Liam Howlet quienes luego de 5 largos años vuelven literalmente armados hasta los dientes a retomar su sitial en la electrónica contemporánea.

“Invaders Must Die” es la placa que trae a estos iconos de la electrónica noventera de vuelta a las pistas. Se trata de un regreso a los sonidos más básicos y derechamente vacilones que caracterizan sus trabajos de los noventa… un regreso a las raices, por más manoseada que suene la idea. Y es, coincidentemente, el momento más apropiado para hacerlo pues ya desde hace algún tiempo se viene sintiendo la llegada del revival noventero. Donde antaño tuvimos una verdadera epidemia de melancolía ochentera que por casi una década mantuvo vivos a los iconos kitsch de hace ya 20 años, hoy se empieza a sentir la llegada de la melancolía noventera que dentro de no mucho inundará bares y discoteques con one hit wonders de fines de los noventa como Babylon Zoo o Republica.

Tal vez incluso ese sea uno de los motivos por los cuales este disco me parece tan memorable… o tal vez sea lo extraordinario de su show en noviembre pasado, quién sabe? y a quién le importa! lo importante es que desde el arranque con el crescendo de “Invaders Must Die” el disco convence y causa esa deliciosa sensación de estar parado en un tiempo pasado y mejor…

Al llegar al primer gran golpe de bajos es imposible no dejarse arrastrar a la pista de baile, de aquí en más la fiesta no tendrá relajo. “Omen”, el segundo tema, cuenta con una onda tan contagiosa que la melodía se pega por días. “Thunder” hace uso de ese sonido más old school al que hacía referencia, probablemente sea la voz de Maxim resonando con su particular acento que nos hace pensar en lo que fue “Music for a Jilted Generation”, su disco del 94. “Colours” es otra entrega contagiosa que bien pudo ser incluida en algun disco de rave noventero, pero es sin duda “Take Me to the Hospital” la que cala más hondo de las primeras 4 canciones del album…

“Along came a spider…” canta Keith Flint mientras se repite una y otra vez “take-me-to-the-hospital”, la estructura es reminiscente a lo hecho por el trio hace ya más de una década y aún así suena perfectamente fresca. “Warrior’s Dance” es 100% rave y la voz femenina puede bien traer recuerdo de noches de viernes escuchando la Radio Carolina por allá por 1993, sin ir más lejos bien podría ser la misma voz femenina de “No Good” uno de sus temas de alta rotación en 1994. Hasta este punto The Prodigy nos ha entregado un disco que bien pudo ser la continuación de “Music for a Jilted…” pero para los que conocimos a la banda con su extraordinario “Fat of the Land” es en el track 7 que el disco logra su punto más alto…

“You’re a mug, that’s why I have to hunt you down!” el Prodigy más agresivo y psicótico aparece en “Run with the Wolves”, el Prodigy que más nos gusta ciertamente, el de “Firestarter” y “Breathe”. Cuando alguien se enfrenta a la clasificación de una agrupación como The Prodigy entra en terreno peligroso pues decir que son una banda Electrónica es dejar mucho a la imaginación y descarta un aspecto que personalmente es el que hace de su música algo tan interesante… el lado Punk. Temas como los mencionados más “Run with the Wolves” y “World’s On Fire” cuentan con una actitud mucho más agresiva que el común de lo que conocemos por electrónica y eso queda en completa evidencia durante sus shows en vivo.

En Noviembre pasado tuve la oportunidad de asistir al show de The Prodigy en el Teatro Caupolicán y la experiencia fue una de las más intensas de este año. Con una puesta en escena sin mayores aspavientos la banda logró echar abajo el teatro a punta de beats recargados y guitarras distorsionadas, sintetizadores en llamas y un público entregado a lo que fue un verdadero asalto sónico… literalmente! mis oídos se sintieron damnificados por una semana entera. Luego del show es fácil darse cuenta que lo de estos ingleses no es la música de fondo para fiesta electrónica sino temas para armar un verdadero show de Rock.

“Piranha” es el penúltimo corte de la versión regular de este disco y, pese a que ya en este punto esperamos un respiro, logra prender a punta de las acertadas percusiones. Finalmente “Stand Up” le da el cierre al disco con una onda mucho más relajada, ambient y, si cabe, retro. Este último track me trae a la cabeza el trabajo de David Holmes para Ocean’s Eleven, pero sólo en la onda porque el estilo es bastante diferente. De todas maneras un muy buen cierre para un disco redondo, donde no hay momento para tomar un respiro entre pista y pista. Un regreso en muy buena forma a lo que Prodigy hace mejor y un muy buen augurio (an omen, lol) a lo que podría seguir para los británicos de Essex en el futuro.

El lugar número 3 en la lista de lo mejor del año 2009, en mi personal y humilde opinión, se lo lleva “Invaders Must Die” y The Prodigy, no sólo por entregar un disco realmente notable que suma al menos 5 clásicos instantáneos a su historial sino por entregar unos de los shows más intensos de este año en nuestro Santiago querido. Se trata de un disco de alta recomendación en especial ahora que se viene el revival noventero pues no sólo suena a 90’s sino que hace que esa década parezca muy vigente aún hoy que nos acercamos ya al fin de esta primera década del 00!

Da para pensar en si el mérito es completamente de The Prodigy o es en realidad que esta década que se nos va no representó mayor aporte al desarrollo de la música popular en ningún aspecto… como en todo, el tiempo dirá.

Next: el puesto número 2 de mi ranking personal, subjetivo, irrestricto y dictatorial. Ya nos acercamos al numero 1!!!

Cheers!

Anuncios

Una respuesta a “Lo Mejor del 2009, Puesto 3: The Prodigy

  1. Prodigy para mi siempre será un clasico, desde el “The fat of the land” que los vengo escuchando. ya que a partir 97′ se empezo a escuchar en las radios.

    Y con respecto a este último disco puedo decir que mi tema favorito es “take me to the hospital”, el tema tiene un power unico que se intensifica al escucharlo en vivo. Se agradece que hayan venido este año y que me hicieran mierda los timpanos, ese concierto sonó increiblemente fuerte e increiblemente “alta fidelidad”, ese concierto fue para gozarlo al maximo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s